Apuesta a la integración: tendiendo lazos con España y Francia

390 Views

Quiero compartir con ustedes algunos detalles y reflexiones sobre mi experiencia en el II Foro Franco Argentino y el Congreso Mundial Smart City Expo.

Realicé este viaje a mediados de noviembre con la idea de profundizar los lazos, emprender proyectos de cooperación y fortalecer la integración. El Foro Franco-Argentino y el Congreso Mundial Smart City Expo fueron, como había imaginado, instancias de encuentro, diálogo e intercambio de experiencias muy enriquecedoras. Asimismo, el encuentro con mis pares de Barcelona, L’Hospitalet de Llobregat y Poitiers fue el comienzo de un proyecto conjunto que nos llevará a intercambiar ideas y experiencias para un enriquecimiento mutuo.

En Poitiers me reuní con el alcalde de la ciudad, Alain Claeys, y con el adjunto de Patrimonio y Turismo de la ciudad, que tiene a su cargo las relaciones internacionales, Jean-Marie Compte, y la encargada Cooperación Descentralizada, Christiane Percevault para articular programas de cooperación bilateral. También avanzamos en ejes de trabajo como investigación y desarrollo, planeamiento urbano y patrimonio arquitectónico y cultural, educación inicial y ambiente.

Durante estos encuentros, acordamos avanzar en un proyecto de hermanamiento entre ambas ciudades. Además, consensuamos un intercambio de información y experiencias; se torna necesario intensificar las relaciones ya existentes entre las universidades de Poitiers y las santafesinas, como es el caso de la Universidad Nacional del Litoral.

Estoy realmente satisfecho con estas reuniones de las que quedó una muy buena relación, y es muy probable que el alcalde Claeys nos visite en mayo de este año para continuar avanzando en estas gestiones.

Ya en Biarritz, previo al comienzo del Foro Franco-Argentino de Cooperación Descentralizada, mantuvimos una serie de encuentros con las autoridades de esa localidad en los cuales pudimos conocer de primera mano muy buenas experiencias para crear polos de competitividad, donde se articulan los aportes de investigación y desarrollo, en una tarea conjunta entre las empresas y los gobiernos, en relación a las potencialidades del entorno. Conocí en detalle diferentes experiencias culturales y educativas desarrolladas por gobiernos locales que promueven el acceso a los bienes culturales para distintos sectores sociales, con novedosos usos de las nuevas tecnologías, cuya implementación es muy factible para nuestra ciudad.

En el Foro Franco-Argentino los temas que nos convocaron fueron agricultura (agroalimentos), ambiente, desarrollo económico, polos de competitividad, clusters, formación profesional, parques naturales regionales, desarrollo fronterizo y salud.

La participación en esta actividad es de especial importancia para el proceso de internacionalización de la ciudad, ya que a partir del mismo se definieron proyectos y fondos de cooperación que se traducirán en nuevas oportunidades para Santa Fe. En este sentido, se destaca la firma de los protocolos de acuerdos entre ciudades argentinas y francesas con la que concluimos.

Smart City Expo es un Congreso único a nivel mundial, que lidera el movimiento para el desarrollo de comunidades inteligentes que impulsen ciudades innovadoras y sostenibles. Participan las más importantes ciudades del mundo y destacadas personalidades a nivel internacional.
La temática giraba en torno a las tecnologías que se utilizan para hacer más eficientes, sostenibles e inteligentes nuestras ciudades. Entre otras, comprobé con satisfacción que nuestro sistema de estacionamiento medido está a la altura de las grandes ciudades del mundo; incluso, muchos se sorprendían cuando les explicaba que usábamos smartphones para el estacionamiento medido.

Me llamó particularmente la atención un sistema que vamos a estudiar para aplicar en Santa Fe, que consiste en sensores que se colocan en las calles para indicar, en tiempo real, los lugares disponibles de estacionamiento. Esto reduce en un 20% los autos que circulan buscando lugar para detenerse, además de hacer más eficiente el sistema en su conjunto. Por lo que nos explicaban no deberíamos hacer grandes cambios para implementar este avance.

En términos generales, la participación en este evento nos permitió, por un lado, mostrar a otras ciudades del mundo la experiencia del Gobierno de la Ciudad de Santa Fe en temáticas tales como gestión de riesgos, políticas medioambientales, planificación urbana y educación, entre otras. Y a la vez, nos posibilitó el intercambio de experiencias con otros estados e iniciar procesos de asistencia técnica y de generación de proyectos en conjunto.

L’Hospitalet Del Llobregat es una ciudad española donde me reuní con la alcaldesa Núria Marín Martínez con la idea de compartir experiencias sobre planificación y desarrollo urbano.

De este encuentro se desprendieron acciones para un futuro proyecto de asistencia técnica de ese municipio a Santa Fe y el avance en proyectos sobre educación inicial desde la primera infancia y tratamiento de residuos.

Esta fue la primera reunión entre ambas ciudades y nos alegra haber podido estrechar vínculos de cooperación. Para nuestra ciudad es muy importante el trabajo en conjunto con la localidad española, considerando especialmente la experiencia que tienen en desarrollo urbanístico sostenible, educación e internacionalización.

La ciudad de Barcelona es, sin dudas, un referente a nivel mundial en materia de gestión local, por lo cual es un potencial socio de gran interés para Santa Fe. Les puedo contar respecto de esta ciudad que, hace más de 20 años, comenzó con la recolección diferenciada; reciclan al máximo y envían al relleno sanitario productos no contaminantes. En el caso de los orgánicos, lo consideran basura de alto valor porque sirve para producir compostaje que se vende para la agricultura. Con otra parte se produce energía eléctrica que alcanza para alimentar por un año a todo el metro de Barcelona, y vapor, que venden a hoteles para calefacción y aire acondicionado. Este es un tema que me interesó muchísimo porque en Santa Fe ya dimos pasos firmes en esta dirección, y si bien queda mucho por hacer, somos un ejemplo en el país. También gracias a esta política de “ciudad verde” cerca de 110 santafesinos de la Asociación Dignidad y Vida Sana tienen una fuente de trabajo en la planta de separación de residuos. Está en marcha el relleno sanitario y, con la Universidad Nacional del Litoral (UNL), estamos por concretar la planta de compostaje, los vecinos ya separan los residuos en húmedos y secos en sus domicilios y ya inició la campaña para reducir el uso de bolsas plásticas.

Es mucho lo que se puede aprender de la experiencia de otras ciudades y no es menor lo que Santa Fe tiene para mostrar. Cada vez que decimos que trabajar juntos es el modo de avanzar, también nos referimos a esto, los lazos con otros países para aprender, compartir y mejorar día a día nuestra ciudad, en permanente relación con las demás.

Estos intercambios son fundamentales para conocer otras experiencias de gestión, otros modos de resolver problemas que son comunes, otras tecnologías. Permiten, además, conocer lo que se está haciendo en países del primer mundo, con realidades diferentes constatando, de este modo, en qué temas vamos por buen camino en Santa Fe y en cuáles tenemos que revisar las políticas y acciones para obtener mejores resultados, prestar mejores servicios y contribuir a que la gente viva mejor.